Google+ Followers

miércoles, 5 de julio de 2017

Orestes en Emérita Augusta. 63 Festival de Teatro Clásico de Mérida







 La Orestiada, de Esquilo. 5 al 9 de Julio

Esquilo y su trilogía de La Orestiada (Agamenón, Las Coéforas y Las Euménides); el único testimonio que se conserva del teatro griego antiguo; inauguran esta edición del Festival de Mérida. El regreso de Agamenón tras la guerra de Troya dará lugar a una tragedia donde la venganza y la justicia son detonantes de una trama jungiana. El enamoramiento del padre y la eliminación de la madre-rival nos conducen hacia un inesperado epílogo para el concepto contemporáneo de “drama”. Un análisis del paso de la sociedad primitiva, donde rige lo instintivo, hacia  la modernidad donde la razón y la justicia (en este caso los dioses) deciden el destino del hombre, en un epílogo algo convencional. La pluma del poeta Luis García Montero dota de un profundo lirismo al texto. La dirección de Jose Carlos Plaza ha devuelto (tras una década) esta venganza a las milenarias piedras. Pesos pesados como Ana Wagener (Clitemnestra),  Roberto Álvarez y una casi debutante (teatralmente) Amaia Salamanca, aunque ya había interpretado “La Marquesa de O” (2009), acostumbrada al tempo cinematográfico, desgranaran una versión ampliamente poética, llena de emociones y pasiones humanas, donde el coro representa la necesaria voz del pueblo. El diseño de vestuario ha corrido a cargo de Francisco Leal.



Calígula, de Albert Camus. 12 al 16 de Julio.

Los más crecidos podrán recordar la extraordinaria versión del patológico emperador, que Jose María Rodero compuso para aquel entrañable programa que se llamaba “Estudio 1”. Albert Camus fue un pensador controvertido y comprometido. Este Calígula forma parte de su “ciclo del absurdo” y fue estrenada en 1945. Parábola sobre el destino del hombre, que se rebela contra él, y trata de encontrar un sentido a su angustia. Pese a todo, su estilo racional  y discursivo le aparta del “teatro del absurdo” en estado puro. El angustiado dirigente es interpretado por Pablo Derqui (Los Ojos de Julia, Del Amor y otros Demonios), un Calígula que se burla de la danza, interpreta a Venus (metateatro) es adorado como una divinidad o comprende que; al final; tiene tanto miedo como sus víctimas. Camus juega con el efecto del “teatro dentro del teatro”. Incluso los personajes llegan a imitar marionetas. El nefasto emperador es incapaz de comprender el mundo que le rodea, y únicamente encuentra oposición en la lucidez y positividad del poeta Escipión frente al absurdo. Camus recurre al imaginario clásico para verter una metáfora universal y rabiosamente actual. Mario Gas dirige, con escenografía de Paco Azorín, una de las grandes obras del siglo XX.




Troyanas, de Eurípides.  Del 19 al 23 de julio
En las Troyanas, Eurípedes da voz a la mujer para un canto, pleno de dramatismo, sobre las secuelas de las guerras y la crueldad. Una crueldad que incluso llega hasta los niños. Pero estos vencedores de la Guerra de Troya también han perdido. Como en todos los conflictos donde la violencia sustituye la razón. ¡Ay de los vencidos! Las mujeres sufren directamente las consecuencias, son esclavizadas, convertidas en  concubinas. Pero los aqueos también sufren secuelas. Su degradación moral les ha transformado. Los atenienses no regresan como héroes invictos, son profanadores, infanticidas, violadores. La reina Hécuba (Aitana Sánchez Gijón), no puede esperar nada de los vencedores. Ella y Helena, Andrómana o Clitemnestra son tan solo un botín de guerra. Nunca una tragedia lo fue tanto. Nunca el destino fue tan inclemente con los que lo han perdido todo: el trono, la libertad, los seres amados. “Troyanas” está dirigida por Carmen Portacelli y cuenta en el reparto con actores como Ernesto Alterio, Alba Flores o Maggie Civantos.




Séneca, de Antonio Gala. 26 al 30 de julio
Antonio Gala realizó un brillante ejercicio de estilo sobre la corrupción, la moral y el poder,  hace tres décadas en “Séneca o el beneficio de la duda”. Retomando el personaje que estrenara el gran Jose Luis Pelllicena, la versión de Emilio Fernández, cuenta con la garganta  poderosa y sabia  de la dama del cante: Carmen Linares. Este Séneca, humano, bajado de su pedestal, se presenta en una escenografía donde un atemporal y desnudo anfiteatro sirve para desarrollar una estética con juegos de luces (Jose Manuel Guerra), humo y plásticas coreografías (Amaya Galeote) con un estilizado vestuario postmoderno de Felype de Lima. Las dos caras de la moneda humana (Nerón y Séneca) se enfrentan con el poderoso verbo de Gala, todo un clásico a día de hoy. La música juega un papel fundamental. Los poemas de Gala han sido musicados por el autor asturiano Marco Rasa, junto a fragmentos de Monteverdi o retazos asirios para esta tragedia vital del político hispanorromano.




La Bella Helena de Jacques Offenbach. 2 al 6 de Agosto
Jacques Offenbach escribió su ópera cómica “La Bella Helena en 1864 y se convirtió en un éxito instantáneo. Realmente es una opereta poco representada que ahora rescata el Festival de Mérida. Temporalmente sucede justo antes de la Guerra de Troya. Esta desenfada Helena, arriba bajo la dirección de Ricard Reguant, en formato de comedia musical, el más apropiado para las tesituras y experiencia de los protagonistas (Gisela, Rocío Madrid, etc). “Rodetacón Teatro” acercará a los imaginarios orígenes del conflicto entre los aqueos y la antigua Ilión, en clave de ópera bufa, con adaptación del director y de Miguel Murillo. Una apuesta arriesgada esta sátira corrosiva, encarnizada crítica a la sociedad de su época, que fue escrita para tesituras operísticas.




La Comedia de las Mentiras, de Pep Antón Gómez y Sergi Pomermayer. Del 9 al 15 y del 18 al 20 de agosto

Tomando textos clásicos de Plauto como referencia, actores como Pepón Nieto, María Barranco o Paco Tous desarrollan una comedia de enredos, peras, mentiras y chipirones. Las aventuras de Hipólita y Leónidas y su trama de falsedades que envuelven todo como una tela de araña. El lenguaje del dramaturgo latino estará presente con sus retruécanos, parodias idiomáticas o neologismos.




Concierto de Arcángel con Las Nuevas Voces Búlgaras y Ana Moura. 17 de Agosto
El concierto  de Arcángel con “Las Nuevas Voces Búlgaras”, propone una difícil hibridación entre el flamenco y la música tradicional búlgara. El cantaor payo onubense, que recibió el Giraldillo en 2012 por “Las idas y las Venidas”, galardonado con la medalla de Andalucía, trae al anfiteatro una propuesta que no es nueva para él, ya colaboró con Cus-Cus Flamenco o la Orquesta Chekkara de Tetuán. La voz de Arcángel recorre con gusto una tesitura amplia, afinada en los agudos, que con el tiempo ha ganado en rajo. Esta experiencia de cambio de ropaje del flamenco sin perder su pureza, viene avalada por un cantaor de amplios recursos con un quejío antiguo y poderoso y peculiar tesitura.
Ana Moura es una de las nuevas voces del fado tradicional. De ese fado sobrio, lacónico, con ese down que invita a la melancolía. La “saudade” que vive, que late, que mira al atlántico. Ana Moura es el  lamento nostálgico  crepuscular hecho voz. Una voz para deconstruir el fado y llenar de saudade las caveas ima y media. Capaz de deshilacharte el alma suavemente con “Marceneiro” o interpretar “A Case of You”, de cantar con los Rolling o con Omara Portuondo.  Moura se acompaña de una banda excelente con músicos como Ângelo Freire a la guitarra portuguesa. Si Ana Moura interpreta “Loucura”, las gradas se vendrán abajo sin duda. Ana Moura es fado en estado puro. Sin duda una de las cuatro evangelistas del género (Mariza, Misia y Cuca Roseta)







Viriato, de Florián Recio. 23 de Agosto.
Con “Viriato” del escritor almendralejense Florián Recio, la historia del pastor se convierte en metáfora de triste actualidad. La propuesta de Verbo Producciones utiliza una historia  clásica para adentrarse en la inmunidad de todos los conflictos bélicos. Dirigida por Paco Carrillo, con la participación de los alumnos de la ESAD en el coro. Una producción extremeña que habla sobre la traición, el poder absoluto y la tiranía

REPARTO
Fernando Ramos
Ana García
Pedro Montero
Manuel Menárguez
David Gutiérrez
Jesús Manchón
Juan Carlos Tirado
Paca Velardiez
José F. Ramos
Diseño de vestuario:
Maite Álvarez
Diseño de iluminación:
Francisco Cordero
Diseño de maquillaje:
Lilian Navarro
Diseño de atrezzo y realización: Francisco Bueno
Composición musical: La Octava
Músicos: Juanjo Frontela, María Luisa Rojas,
Eloy Talavera


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.